Dune: Leto y la prueba de Siona

Salia el sol, lanzando su violento resplandor sobre las dunas. Leto sentia la arena bajo su cuerpo como una suave caricia. Solo sus oidos humanos que oian el abrasivo raspar de su pesada mole le enviaban una sensacion contradictoria. Se trataba de un conficto sensorial que ya habia aprendido a aceptar. Cuanto mas perduro, mas vulnerable me torno, penso.

Oia a Siona andar detras de el, con una ligereza en las pisadas, con un leve salpicar de arena al encaramarse a una duna para colocarse a su nivel. Le seguia con una docilidad extraña en ella. Las dunas habian producido el efecto apetecido. Habia leido los Diarios Robados y habia escuchado las advertencias de su padre. -Que es esta prueba?, le pregunto a Moneo. Que me hara?. -Nunca es igual, le dijo Moneo a su hija mientra le ajustaba un destiltraje Fremen autentico, echandole un manto oscuro sobre los hombros. -Aparecera el gusano. Debes encontrar una nueva manera de sobrevivir en su presencia. -Y si me niego a ir?. -Iras…pero tal vez no regreses

-La unica salida es cruzar el Sareer, le habia dicho Leto, confiando que el sentido comun, la curiosidad y las dudas de la muchacha hicieran el resto. Avanzaba despacio, dejando que ella se diera cuenta de que estos eran sus dominios…Al coronar la cima de una duna dijo: -Asi era todo. Contempla bien la vista. -Quiero saber por que me habeis traido aqui, le dijo Siona. -Eres una Atreides de pura cepa. Te traje para darte a probar el sabor de tu pasado. Ven aqui y subete a mi espalda. Ella titubeo, pero descendio la duna y trepo al gusano. -Por que he de hacer esto?. -Quiero que conozcas como nuestro pueblo recorria orgulloso estas tierras montando a lomos de un gusano de arena gigante

…Se percato de que Siona comenzaba a disfrutar de la sensacion de ir a sus espaldas, y el se lanzo entonces…Aaah Siona, penso, ni siquiera empiezas a sospechar como voy a ponerte a prueba. No debo tener piedad. Si muere, que muera. Si alguno de ellos muere, es porque resulta obligado, nada mas…Tras tres horas llegaron a unas duna cilindricas. -Mira hacia atras. -Que se supone que debo de ver?. Hemos dejado algun rastro?. -El viento ha cubierto nuestro rastro. -Ese desierto  nos hizo lo que somos y fuimos. Es el museo de nuestras tradiciones. Has sentido tu pasado. Ahora debes ser sensibilizada hacia el futuro, la Senda de Oro. -Yo no creo en la Senda de Oro. -Si quieres vivir, tienes que creer en ella. -Esa es vuestra prueba?. Aceptar la fé en el gran Dios Leto o morir?. -No tienes que creer en mi. Quiero que creas en ti. Vamos a salir andando de mi desierto los dos juntos. Solos los dos. -Yo no se como sobrevivir aqui. -Y yo si?. Ella asintio. -Compartire mis conocimientos contigo. Es dificil haber nacido una Atreides, creeme, lo se bien

“Dios-Emperador de Dune”, por Frank Herbert.

Una respuesta a “Dune: Leto y la prueba de Siona

  1. Ese “toque” especial de Herbert para meter al lector en situación. Verdaderamente bueno. 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s