Dune: La resurreccion de los gusanos

Bajo el cielo requemado de Rakis, la desesperanza llevo a Waff a un lugar tan desolado y seco como el paisaje que lo rodeaba. Sobre una duna vitrificada proxima, solo uno de sus preciosos gusanos blindados se movia aun con los ultimos resquicios de vida. Los otros ya habian muerto. Le habia fallado a su Profeta.

Las modificaciones celulares que habia introducido eran insuficientes, y ahora no tenia especimenes de truchas de arena ni las instalaciones necesarias para crear nuevos gusanos experimentales hibridos. Sentia que los ultimos gramos de arena se escurrian en el reloj de su vida. Waff levanto el puño hacia el cielo exigiendo respuestas a Dios, y lloro. Era el fin de toda esperanza. Si ni siquiera el Profeta queria vivir ya alli, Rakis estaba condenado por siempre jamas…

…Entonces Waff noto un temblor en el suelo que venia de las profundidades de la tierra. Vibraciones intensas. El ultimo gusano vivo se sacudio como si intuyera que pasaba algo importante. Se oyo un crac estruendoso y una enorme fisura se abrio en el suelo vitrificado. Waff se reincorporo a trompicones, sin comprender. Las dunas se rompieron e hincharon, porque lo que fuera que habia alli abajo se levanto…

…Una secuencia de explosiones, como geiseres de arena, surgieron. Waff, como en medio de un sueño, vio a los enormes behemoths surgiendo en medio de la cascada de arena. Gusanos de arena, autenticos…La leyenda renacida!…Waff no se creia lo que veia, y sentia esperanza y respeto, no miedo. Eran aquellos los gusanos supervivientes de los gusanos originales?. Como podian seguir vivos tras el holocausto?. -Profeta, has vuelto!. Salieron una docena de gusanos a la superficie. Aquel mundo muerto eclosionaba para dar vida de nuevo. Los gusanos volveria a recuperar Rakis…

…Waff se adelanto extasiado, con las manos en alto en un gesto de feliz adoracion. Dios tenia sus propios planes, y mostraba el camino produciendo una avalancha de vida. Waff comprendio: Si cada gusano contenia una perla de consciencia de Leto II, del Profeta…Como podian no ser los gusanos prescientes?. Como no podian no haber previsto la llegada de las Honoradas Matres y la destruccion inminente de Rakis?. El maestro Tleilaxu dio una palmada de jubilo. Por supuesto!, algunos de los gusanos debieron perforar la tierra y haberse refugiado muy abajo. Este mundo sabe cuidar de si mismo…

…Dos gusanos gigantes se dirigieron hacia el tleilaxu. Los gusanos levantaron a los gusanos blindados de Waff y los devoraron como migajas. Abrumado por la alegria, cayo de rodillas y rezo. Dios, soy tuyo por fin!. El gusano salto, y Waff cerro los ojos extasiado mientras la boca cavernosa lo engullia.

“Gusanos de arena de Dune”, de B.Herbert y K.J.Anderson.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s